diciembre 14, 2018

El Debate en México

El Debate en México

 

Por: José Oscar Valdez Ramírez

Como lo predije: Anaya ganó, AMLO sobrevivió al embate de todos, Meade fue el gran perdedor, Margarita con el lastre de Calderón y El Bronco el nuevo chiste en política.
El primer debate televisado en la historia fue el 26 septiembre 1960 tuvo como protagonistas a John F. Kennedy y Richard Nixon, duró una hora e incluyó preguntas de periodistas y declaraciones finales, entre otras cosas.
Los candidatos a la Presidencia de Estados Unidos debieron adaptar su lenguaje político al de los telespectadores; y no sólo eso, tuvieron que tener más en cuenta que nunca su imagen. Como hoy todos conocemos, la imagen en televisión es muy importante, tener buen carisma, puede abrirte puertas.
Nixon que no estaba muy consciente de esto, no prestó atención a los consejos que se le dieron, así que prescindió de maquillaje, lo que le dio un aspecto cansado; utilizó un traje gris, que no destacaba en la televisión en blanco y negro de la época, y no preparó con esmero su aparición televisiva, confiando en sus recursos.
Por su parte, el joven Kennedy sí que hizo caso a todo lo relativo al evento televisivo, utilizó un traje negro que destacaba en pantalla, tomó el sol, para lucir un bonito bronceado y preparó con esmero su aparición con su gabinete.
El debate fue visto por 70 millones de personas, un récord para la época; aquellos que siguieron el debate político por televisión dieron por vencedor a Kennedy, mientras que los que escucharon el debate en la radio auguraron que Nixon ganaría las elecciones, finalmente, Kennedy se alzó con la victoria.
Y tal como lo dije, una lluvia de lodo, cero propuestas y todos contra Andrés Manuel López Obrador; la imagen dejó mucho que desear, pero Ricardo Anaya como lo expresé, tiene más recursos y tundió a un tibio José Antonio Meade con una frase lapidaria… Enrique Peña Nieto es honesto ‘jaque mate’.
El gran perdedor es Meade Kuribreña, es el gran maestro que tiene un gran conocimiento, pero no sabe comunicarlo, no sabe expresarse, tiene un error garrafal, se va de corrido con un lenguaje que no conecta, no está enfocado, con un traje sastre que le quedo grande, del mismo tono del que uso Peña Nieto, debió usar un traje diferente para ser ‘diferente’ no para ser un mal chiste, debió usar un traje moderno.
El único que traía un color diverso fue El Bronco, corbata morada; López Obrador su mismo traje y misma corbata; Anaya Cortés se pinto el pelo -se notaba-, claro que era el más joven y se puso corbata.
Margarita Zavala debe entender la máxima de la política en el debate ‘el que explica pierde’; El Bronco le va a quitar votos a Margarita Zavala, le quitó la bandera de regresar el dinero y le dio la estocada de que dejara de defender a su marido Felipe Calderón.
Así las cosas… Anaya sube, Andrés Manuel se mantiene, José Meade se hunde, Margarita le quita votos al PAN y al PRI y Jaime Rodríguez le quita votos a Margarita. El Bronco levanta poco pero es el ignorante de la política, la estrategia del PRI y de Luis Videgaray fracasó otra vez.
El Revolucionario InstitucionaI no da una, si ya estaba aliado a Acción Nacional después de la cena de Carlos Salinas -se rompió la alianza otra vez-; El Bronco, que fue la apuesta del PRI se volvió el payaso y le quitó el papel de improvisado a AMLO, se llevó los memes de las redes sociales.
La estrategia le falló al PRI, Margarita le quita votos a Anaya, pero El Bronco le quitaría votos a Andrés Manuel y no será así, le quitará votos a Margarita y al PRI -el tiro por la culata-, Meade desperdició una oportunidad de oro, era desligarse del lastre de Enrique Peña, de Videgaray, de sus cuates del ITAM pero le falta entusiasmo y unas clases de oratoria, solo quedó claro que representa la continuidad.
Así las cosas, el PRI que había bajado a Ricardo Anaya lo vuelve a subir, López Obrador no perdió nada se mantuvo; decía el maestro Muñoz Cota cuando nos hablaba de los tecnócratas (los tartamudos de la conciencia) una coincidencia de todo un fiscal independiente que pueda meter al bote a todos y a todas.
Andrés Manuel necea en sus ternas, está en manos del Congreso que como van las cosas AMLO ganará la Presidencia hoy por hoy, pero no es un cheque en blanco, en las Cámaras el PRI y el PAN tienen buenos candidatos de tierra, los de MORENA no se sostienen, solo se agarran de la fama y del efecto ‘López obrador’ pero no les dará para una mayoría.
Esto afortunadamente es un contrapeso real de poder, espero así sea pues las ternas de Andrés Manuel están peor que las decisiones del PRI, con la necedad de meter a su fiscal carnal ‘el nini’ -ni ministro ni fiscal- Cervantes.
El tema que más tiempo llevó es el fiscal independiente, no el amigo no el cuate, en ese tema López Obrador debe recular, no ternas no líneas, que la sociedad civil decida, tal y como lo propuso El Bronco en Nuevo León, la sociedad civil le propuso al fiscal y él lo mandó al Congreso… Los demás gobernadores pusieron a sus cuates, a sus empleados, como en el Estado de México.
En este tema debemos ser enfáticos con Andrés Manuel, no ternas no cuates, no cuotas, ése es el mal de México y puede ser el tema donde puede perder, los que propuso no se sostienen fueron sus empleados, no vienen de la sociedad civil.
Los fiscales no deben depender ni tener antecedentes de supra subordinación, o será su Waterloo, todos los candidatos fueron enfáticos ‘no cuates no cuotas’, es una necedad no escuchar que el tema, el lastre es la impunidad y la corrupción, esto empieza por los fiscales independientes, afortunadamente esto pasará por el Congreso de la Unión no por la Presidencia.
Por mi parte realizaré foros y exigiremos al Congreso que se impidan los amigos fiscales, esta es la postura más firme en la que existe unanimidad de criterios, hasta el PRI que neceaba ya entendió que es parte del problema, el próximo debate será letal… será a morir.
No le den tantas tarjetas a López Obrador que confunde el orden y pierde concentración, en el próximo debate el tema central será la corrupción y su combate, la única vía es una fiscalía independiente.
La sociedad civil debemos tomar la agenda de los partidos políticos, vendrán alianzas, quedó claro que no dejarán llegar a AMLO, pueden unirse todos en favor del PRI o del PAN como plan B, ya lo dijeron que PRIPAN pueden aliarse, la agenda de los ciudadanos deber ser, pedir un fiscal que defienda al pueblo no al gobierno.
Exigir que no haya ternas, designaciones ni recomendaciones que éstas no vengan del ejecutivo que provengan de la sociedad civil, esa es la batalla que tenemos que dar, demandar una justicia real e imparcial, esa es nuestra tarea… ¡exigir no pedir!
Que se aplique la ley a todos y a todas como lo he citado invariablemente, “las escaleras se barren de arriba para abajo” -frase que adoptó ya Andrés Manuel- un fiscal que sirva a la gente, un fiscal que pueda meter al bote al Presidente de México esté o no en funciones, nadie arriba de la ley, nada contra la Constitución.
El mal de México es la impartición de la justicia que genera impunidad y corrupción, es la hora de levantar la voz, no más fiscales carnales ni cuotas ni cuates, este es el tema que dará el voto a los indecisos, un fiscal impuesto por el pueblo, no por la autoridad, un fiscal que sirva y que no sirva al poder, a levantar la voz, hacer lo contrario es traición a nuestro país.
La vox pupoli es un fiscal libre e independiente, que aplique la ley a raja tabla, sin distinción sin parcialidad, es el remedio contra el mal de México, un fiscal independiente es la vacuna contra la corrupción que genera la impunidad.
Es la hora de levantar la voz, México nos necesita… ¡no más impunidad!

         

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Publicaciones relacionadas

Haga un comentario